La terapia con la bomba para insulina es el tratamiento que más asemeja a la acción de un páncreas saludable.

Las microinfusoras (bombas) para insulina administran insulina las 24 horas del día, de acuerdo a un plan programado diseñado especialmente para ti.

Una pequeña cantidad de insulina de acción rápida es administrada continuamente («producción basal») para mantener niveles de glucosa en sangre en el rango deseado entre las comidas y durante la noche. Cuando consumes alimentos, debes configurar a la bomba para administrar una «dosis bolo» de insulina de acción rápida que corresponde a la cantidad de carbohidratos que comerás. Lo que se traduce en flexibilidad!

La terapia con bomba, te da más libertad para comer lo que quieras, cuando quieras, saltarte una comida, dormir o hacer ejercicio sin temor a una baja de azúcar.

La bomba es un pequeño dispositivo, del tamaño y peso de un celular. No se implanta. La insulina es administrada a través de un pequeño tubo que se inserta por debajo de la piel y se cambia cada 2 ó 3 días. Con solo oprimir un botón ofrece la cantidad de insulina que requieres. La bomba puede desconectarse fácilmente para ducharse, nadar o cambiarse de ropa.

Algunas de las bombas para insulina más recientes – las Minimed Paradigm ® modelos 515 y 715 de Medtronic – se comunican de manera inalámbrica con el monitor de glucosa Paradigm Link ®. Éste es el único monitor disponible para la comunicación inalámbrica con la familia de las bombas para insulina Minimed Paradigm. El monitor de glucosa envía de inmediato los resultados de las pruebas a la bomba de insulina, cuando la bomba Bolus Wizard ® lo recibe calcula automáticamente y recomienda la dosis de insulina necesaria para una comida o para corregir un nivel alto de glucosa después de las comidas. No hay necesidad de introducir manualmente el resultado de la prueba o hacer alguna operación matemática complicada. En conjunto, estas características únicas ponen en la palma de tu mano una forma fácil y rápida de medir tu glucosa y dosificar la insulina.

Si utilizas una bomba para insulina, es importante que midas regularmente tu glucosa en sangre antes de los alimentos y al acostarte.

Una bomba para insulina tiene muchas ventajas sobre otras formas de administración de insulina:

 

Una dosificación más precisa y previsible – La bomba administra la insulina en unidades precisas -tan pequeñas como una décima parte de una unidad- eso puede coincidir más de cerca con tus necesidades. Además,la insulina de acción ultrarrápida que utiliza la bomba tiene menos del 3% de variación en su absorción. Incrementando la precisión en la dosificación y reduciendo la variabilidad haciendo más fácil la mejora del control glucémico.

Flexibilidad en el horario de comidas y actividades – La bomba te da más libertad por la habilidad de cambiar la dosis de la insulina de acción ultra rápida durante el día de acuerdo con tu ingesta de alimentos y nivel de actividad.

Bolo basal real – La bomba administra insulina las 24 horas del día y también permite cambiar la dosis de insulina a la hora de las comidas. Esto imita el comportamiento de un páncreas saludable.

Un mejor control para un menor número de complicaciones– Los estudios sugieren que las personas que usan bomba están en mejores condiciones para mantener sus niveles de glucosa en sangre en el rango recomendado.

Paradigm, Paradigm Link and Bolus Wizard are registered trademarks of Medtronic MiniMed, Inc.